TRAMO #17: Potosí-Sucre

– CÓMO LLEGUÉ: Taxi (150 pesos bolivianos)
– CUÁNTO TIEMPO: 2 horas
– DÓNDE ME QUEDÉ: Hotel Colón – hab. triple (120 pesos bolivianos)
– CUÁNTOS NOCHES ME QUEDÉ: 2
– LUGARES ATRACTIVOS EN LA CIUDAD: Casa de la Libertad, Monasterio y Mirador de la Recoleta.
– LUGARES ATRACTIVOS CERCANOS: Cal Orcko.
– QUÉ PROBAR: Chorizos chuquisaqueños.

(Mayo, 2009) Para nuestro siguiente destino Sucre, nos dimos el lujo de hacer el viaje en un taxi que completó el trayecto en casi 2 horas y nos costó PB/. 150 en total.  Nos dejaron, a nuestra petición, en un hostel donde se alojaban unos amigos de los sudafricanos, pero lamentablemente no había camas disponibles. Para nuestra suerte pudimos conseguir una triple a tan solo dos cuadras de allí en el Hotel Colón que costaba PB/. 120 la noche. El resto de la tarde lo aprovechamos en caminar por el centro y en la noche ir a cenar a uno de los mejores restaurantes ubicado en la parte alta de la ciudad, para terminar en ruta de bares (Ámsterdam, Florián y Joyride) antes de volver en la madrugada a nuestro alojamiento.

Un poco tarde a la mañana siguiente nos fuimos con dirección al mercado a tomar un clásico desayuno local y a bajo costo, dos vasos de licuado de fruta a la elección por PB/. 3, empanadas salteñas a PB/. 1.50 y otras opciones a escoger. Por la tarde nuevamente recorridos por el centro de la ciudad y entrada la noche aprovechar en ver algún estreno en el cine antes de pasar por el hotel a cambiarnos para una nueva ruta de bares nocturna que se prolongo hasta altas horas. El miércoles, nuestro ultimo día en Sucre, lo empezamos temprano haciendo el check out y luego con destino al Café Mirador para tener el mejor desayuno en años a precio de nada. No solamente la cantidad de lo servido, sino también el buen sabor, la excelente vista de la ciudad y el bajo costo hacen de este lugar un destino interesante para empezar la mañana bien alimentado. Ya satisfechos nos fuimos con la intención de comprar pasajes a la estación de buses, para continuar por la noche hacia nuestro siguiente destino boliviano. Después de almorzar nos fuimos hacia el bar Joyride, donde habían acondicionado un área grande para que la gente pueda ver proyectado el partido final de la Copa de Campeones de Europa que se jugaba aquella tarde, algunas apuestas de por medio con otros viajeros conocidos durante nuestra estancia y el respectivo pago por parte de los perdedores fue lo último que hicimos en Sucre. Del poco tiempo que quedaba, solo alcanzaba para ir a recoger nuestras mochilas al hotel e ir a la estación a tomar el bus hacia La Paz.

Sucre es una ciudad muy bonita, no tiene un atractivo turístico mayor como Uyuni o Potosí, pero es un lugar tranquilo donde uno puede descansar un poco de tanta actividad. Además creo que de las ciudades bolivianas que hasta ese momento había visitado era la que mejores opciones ofrecía para diversión nocturna. Fue bueno conocerla y tomar unos días para olvidar los clásicos tours de turismo que había tomado en las ciudades anteriores y un perfecto punto intermedio en mi camino a La Paz.        

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s